Inicio · Espacios · Salas con buenas ideas & modo relax

Salas con buenas ideas & modo relax

ES EL CENTRO DE LA VIDA SOCIAL Y FAMILIAR. SU DECORACIÓN DEBE SUMAR CONFORT DENTRO DE UN MARCO ESTÉTICO Y CON GRAN PERSONALIDAD.

La sala es una de las habitaciones que más protagonismo adquiere en nuestras casas y, por lo general, se encuentra como el primer espacio al abrir la puerta, siendo la encargada de dar la bienvenida a nuestro hogar.

ESTÉTICA
En cuestión de estilo, tenemos un amplio abanico de posibilidades, pero si se trata de conseguir un espacio cálido y acogedor podemos optar por las salas de estilo contemporáneo; actualmente, este tipo de mobiliario se encuentra en tendencia y se distingue por encajar de maravilla en toda decoración. Las salas actuales se reconocen por manejar líneas rectas y funcionales, dejando a un lado los diseños recargados o con mucho adorno; más bien se caracterizan por la sencillez de sus formas.

COLORES
Para un estilo moderno y actual se recomienda la utilización de colores neutros y claros, que son ideales para dotar de frescor y amplitud, aunque también se encuentran muy en boga los tonos grises y negros combinados con madera al natural. La clave está en el balance, es decir, el equilibrio que debe prevalecer entre el color oscuro de los muebles y las paredes claras o el mobiliario en tonos suaves y las paredes en color. La tapicería de los sofás debe ser de calidad, buscando telas suaves al tacto, pero resistentes. Al elegir los muebles, no sólo pensamos en lo que nos gusta, también debemos tomar en cuenta el tamaño del área que vamos a vestir, para decidir el tipo de sofás que nos conviene en función de los metros cuadrados. Al manejar tonos neutros se puede combinar fácilmente con alegres cojines estampados o colocar un tapete o alfombra al centro que sea capaz de contrastar y darle vida al área.

ESPACIOS DINÁMICOS
Mezclar piezas de diferente procedencia recrea ambientes más personales;
una cómoda antigua o una mesa de centro heredada pueden llegar a lucir increíbles dentro de una sala contemporánea. Por supuesto, una obra de arte como un cuadro XL o una escultura, son capaces por sí solas de robar miradas y consolidar nuestra decoración. Vestir las paredes con cuadros es siempre un acierto, ya que le confiere personalidad y sus colores son capaces de llenar de vida toda la estancia.

SALAS PARA VIVIRLAS
Elegir piezas de diferente material representa un acierto, pues imprime personalidad, siempre y cuando se combinen adecuadamente; un sofá de tres plazas se puede acompañar de un par de silletas de madera o de una banca, para darle movimiento al conjunto. Eso sí, conseguir que los muebles mantengan cierta distancia entre ellos para dar fluidez y que el área luzca desahogada. Una estancia que se usa y se disfruta es mucho mejor que tenerla como adorno o zona de paso. Los muebles deben adaptarse al uso y no dejarlos de usar porque sean muy delicados. No tenemos que sacrificar buen gusto y elegancia, simplemente adecuar esta zona para ser una de las preferidas de casa.

TAMAÑO
No necesariamente una sala de reducidas dimensiones nos obliga a incluir muebles pequeños. Se vale colocar una pieza de gran tamaño como el sofá principal e introducir piezas auxiliares como taburetes o un par de pufs para asientos extra. Además, se pueden agregar muebles multifuncionales como, por ejemplo, la mesa de centro, que puede incluir cajonera o una repisa inferior para guardar libros y colocar revistas.

DETALLES PARA VESTIR LA SALA
Para disfrutar de un salón confortable es importante cuidar hasta el mínimo detalle. En ocasiones resulta que ya tenemos los muebles, pero no los accesorios decorativos, o quizá no estamos seguros de que encajen bien. Básicamente el tapete y los cojines se encargan de dar la nota de color y de ahí partir para los demás objetos.
Las velas, flores, libros, una bandeja con revistas, portarretratos, pequeñas macetas con plantas, por mencionar algunos, son básicos que no pasan de moda y destacan con gran personalidad. Sin embargo, hay que poner especial cuidado en no saturar, pues se trata de conseguir una estancia fresca y desahogada.

PARA ALEGRAR EL AMBIENTE MIRAR AL EXTERIOR
La colocación de los muebles no debe impedir admirar el exterior, por el contrario, siempre debemos buscar la mejor vista y procurar que los sofás no tapen las ventanas. La iluminación es fundamental y así como la luz de día que llena la habitación, la iluminación nocturna debe ser bien elegida para lograr una atmósfera cálida y según el momento. Una lámpara central que ilumine con intensidad toda el área y luces puntuales hacia los cuadros y espejos, además de lámparas de mesa para crear ambientes de relax y descanso bajo una luz tenue.

Entre los accesorios de mayor peso en una sala se encuentra el espejo. Es uno de los accesorios más decorativos y además ayuda a ampliar visualmente el espacio. Los hay de diversas formas y tamaños, con grandes marcos, elegantes o sencillos. Siempre habrá uno que podamos incluir, buscando que se adapte a nuestro estilo y sea capaz de elevar de categoría toda la estancia. Si colocamos el espejo en una pared que quede frente a la ventana, éste se encargará de reflejar la luz natural.

También te puede interesar
Espacios
Salas y comedores, un estilo para cada gusto
Espacios
Recámaras, un todo en armonía. Mezcla mágica
Espacios
Salón familiar: Originales diseños para convivir
Espacios
Terrazas: el gran disfrute al aire libre